Yucatán

YUCATÁN: MERCADOS Y TIANGUIS, “CAJA CHICA” ELECTORAL DE RENÁN

*El cobro del derecho de piso y otros «impuestos» establecidos a los comerciantes se convierte en su principal fuente de ingresos, que no los reporta a las autoridades hacendarias y mucho menos emite comprobantes o facturas

*Las arbitrarias decisiones del Alcalde representan un millonario derroche de recursos, pues con tal de mejorar su deteriorada imagen para buscar su reelección a la Alcaldía, está gastando multimillonarios recursos en obras proselitistas

Redacción/Sol Yucatán

Mérida. – Los mercados municipales y tianguis de Mérida se convierten en la «caja chica» del Alcalde Renán Barrera Concha, quien mensualmente obtiene una millonaria cantidad para financiar su campaña electoral, buscando su tercer trienio como Presidente Municipal.

El cobro del derecho de piso y otros «impuestos» establecidos a los comerciantes se convierte en su principal fuente de ingresos, los cuales no los reporta a las autoridades hacendarias y mucho menos emite comprobantes o facturas, por lo que a todas luces es un acto ilícito

Debido a que no hay claridad de a dónde van a parar o en que se utilizan esos recursos, además de tratarse de un asunto delicado, se denota un claro abuso de poder.

Tal anomalía se convierte es una de las diversas acciones ilegales cometidas por el Munícipe, pues Sol Yucatán ha demostrado el desvío de recursos para adquirir fondos con los cuales pueda financiar sus actividades proselitistas, así como el cobro del diezmo en las diversas obras y proyectos, etc.

El exregidor Gamaliel Gutiérrez Beltrán denunció que la Subdirección de Mercados de la Comuna cobra de manera irregular cuotas a los locatarios de los mercados establecidos, ambulantes y tianguistas.

Ante las anomalías detectadas en los 13 centros de abasto de Mérida, Gutiérrez Beltrán, expresidente de la Comisión de Mercados, denunció el caso en el pleno de la sesión de Cabildo, donde Barrera Concha optó simplemente por callar.

A poco más de dos años de la actual administración, no hay claridad sobre el uso de los recursos obtenidos de manera ilegal, ya que no hay una relación sobre lo que se pide, lo que se recauda y mucho menos se emiten notas al respecto.

Estas cuotas clandestinas se les cobraban a personas con discapacidad, quienes normalmente fueron desplazados del sitio donde desde hace más de ocho años trabajaban, en el mercado «Lucas de Gálvez».

Gutiérrez Beltrán intentó entregar un oficio al Subdirector de Mercados, Fernando Aguiar Sierra, pero el funcionario dio instrucciones de no permitirle el paso a su oficina, con el argumento de que es una persona vulnerable, por lo que procederá legalmente en su contra.

Mencionó que la denuncia fue hecha por mujeres del mercado de Chembech, que señalan a un empleado de limpieza de acosarlas sexualmente.

Las víctimas enviaron un escrito a la subdirección de esta central de abasto, pero hasta la fecha nadie las apoya y nada se hace para frenar este tipo se situaciones.

Otro caso de la ingobernabilidad que existe en los mercados de Mérida es el del encargado de la central de Chuburná, quien pide dinero y cuotas a los trabajadores, por lo que lejos de ser castigado fue enviado al mercado «San Benito», donde entrega gel desinfectante a las personas que ingresan.

Innumerables son los casos de corrupción y malos manejos que a diario se registran en los mercados municipales de «Lucas de Gálvez» y «San Benito», donde trabajan cinco mil locatarios.

Por ende, pidió revisar la situación de los tianguis, porque a estos vendedores no se les permite trabajar y es urgente que vendan para poder llevar sustento a sus familias.

Los tianguistas laboran en los parques de diversas colonias, fraccionamientos y unidades habitacionales de esta ciudad capital, pero a consecuencia de la contingencia establecida ante el Covid-19 estuvieron sin laborar por cerca de ocho meses, y de manera paulatina ahora se les permite exhibir sus productos.

La mayor problemática se registra con los vendedores ambulantes, cuya cuota se cobra a diario, y en el caso del Centro Histórico representan un serio problema y un posible foco de infección.

Regidores pintados

Reveló que Barrera Concha nunca entregó un informe de su participación en la mesa de trabajo relacionado con el cambio de paraderos y sistema de movilización.

Aseveró que con estas acciones queda claro que los regidores de la Comuna de Mérida «están pintados» y que el edil sólo busca hacerlos quedar mal con la ciudadanía.

El Programa Conjunto de Mejora a la Movilidad y la Infraestructura Vial fue presentado el pasado 10 de febrero, evento en el cual se anunció que tendría una inversión total de 760 millones de pesos.

El proyecto forma parte de la Agenda Mérida 2050, que contempla una serie de acciones coordinadas que se traducirán en la generación de más de 11 mil empleos, entre directos e indirectos.

Las arbitrarias decisiones del Alcalde Renán Barrera Concha representan un millonario derroche de recursos del Erario Público, pues con tal de mejorar su deteriorada imagen para buscar su reelección a la Alcaldía está gastando multimillonarios recursos en obras proselitistas.

La primera administración de Barrera Concha (2012-2015) tuvo la corrupción y el fraude como un común denominador, el cual es más que evidente en este segundo trienio.

La principal meta del edil es su reelección como Alcalde, en 2021, para luego participar como candidato al Gobierno del Estado, en 2024, para ello, en todos sus eventos hay actividades proselitistas.

En todo momento evade su responsabilidad, frecuentemente utiliza la pandemia de Covid-19, en su momento estuvieron los ciclones tropicales y frentes fríos, e, incluso, también culpabiliza a la ciudadanía.

De igual forma, de manera frecuente, se lava las manos de las obras irregulares de otras administraciones, tal el caso del «paso deprimido», así como la Unidad Deportiva de Francisco de Montejo, las cuales fueron inauguradas por Angélica Araujo Lara.

La principal excusa del munícipe es que «esta obra fue inaugurada a finales de 2011, es decir, 10 meses antes de que iniciara mi administración, y debido a sus anomalías se derivó en una denuncia que interpusimos ante la Fiscalía General del Estado (FGE), misma que nos rechazaron».

Mientras, en el caso del paso a desnivel, es visible la corrupción y la manipulación de asociaciones civiles, con tal de obtener recursos para financiar su campaña.

El pasado 15 de enero, para sustentar su reelección, Barrera Concha se comprometió a que en junio de 2021 dará a conocer la solución definitiva al paso a desnivel, con base a un estudio efectuado por especialistas y con recursos netamente transparentes.

Incluso, reveló que de 2012 a la fecha, el Ayuntamiento de Mérida ha gastado cerca de 15 millones de pesos en diversas reparaciones efectuadas al «paso deprimido», así como en la adquisición de equipo especial para evitar las inundaciones.

Asimismo, anunció que especialistas de diversas asociaciones y colegios realizarán un estudio para efectuar la reparación definitiva del distribuidor vial ubicado en el Norte de la ciudad, cuyo resultado se dará a conocer a mediados de 2021, y monto a invertir dependerá del dictamen.

El Alcalde se abstuvo de consultar a especialistas de centros de investigación y de universidades, y dejó el estudio a cargo de asociaciones civiles, las cuales puede manipular a su antojo, y así manifestar que todo fue «transparente».

Las luminarias

Barrera Concha posee la fama del Alcalde que más ha endeudado a los meridanos, pues con la cancelación del pago de las luminarias, la Comuna tuvo que pagar 630 millones de pesos como compensación, durante su primer trienio de administración.

Durante su administración, la Alcaldesa Angélica Araujo Lara firmó con la empresa ABC Leasing un contrato de arrendamiento para colocar cerca de 82 mil luminarias de inducción magnética en lugar de las de vapor de sodio, que funcionaban adecuadamente.

El arrendamiento de estas luminarias, de fabricación china, representó un gasto millonario para la Comuna por varios años, porque resultaron caras y de mala calidad.

Además, en contra de distintos reglamentos municipales, la Alcaldesa autorizó a ABC Leasing ceder los derechos de cobro al banco Santander, que comenzó a realizar esos cobros directamente desde las cuentas bancarias de la Comuna.

La colocación de esas luminarias disminuyó el nivel de iluminación en toda la ciudad, por lo que el sucesor de Angélica Araujo, Renán Barrera Concha, canceló anticipadamente el contrato de arrendamiento en 2013.

La empresa contrató los servicios de Wilbert Cetina Arjona, quien recientemente renunció como titular de la Fiscalía General del Estado (FGE).

Ante la actitud de Barrera Concha, ABC Leasing, representada por Cetina Arjona, interpuso una denuncia legal y lo mismo hizo Santander.

Luego de varios años de litigio, el Juez Federal Felipe Consuelo Soto, quien fue suspendido por el Consejo de la Judicatura Federal en 2017 por cometer graves irregularidades en su desempeño, falló en contra de la Comuna y la condenó a pagar más de 630 millones de pesos como compensación.