Hoy Escribe

SIN LÍNEA

***La morenista Mara: de periodista a alcaldesa y ahora ¿gobernadora?

***Dueña de inmensa e inexplicable fortuna, fue denunciada en la SEIDO

***Superó con creces a sus maestros González Canto y Borge Angulo

***Un emjambre de corrupció, disfrazado de operaciones comerciales

José Sánchez López/Sol Campeche

CORREGIDA y aumentada resultó MARÍA ELENA HERMELINDA LEZAMA ESPINOZA, “Mara”, destacada alumna de FÉLIX GONZÁLEZ CANTO, ROBERTO BORGE ANGULO y REMBERTO ESTRADA BARBA, a los que superó con creces.

La bella MARA, cuyo rostro como comunicadora, aparecía en espacios televisivos y en comerciales de electrodomésticos, dejó el periodismo y “apadrinada” de sus mentores, llegó a la Presidencia Municipal de Cancún en 2018, luego de un fallido primer intento y se apropió del eslogan “Tierra de Todos”.

Después se adueñaría de algunas cuantas cosillas más.

En ese tiempo, ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR andaba en campaña e incluso compartió con MARA mítines en Cancún, para presentarse ambos como personajes de la Cuarta Transformación.

Mara inició su gestión en octubre de 2018 y concluirá este año.

Quizá como política no ha sido muy capaz, pero como empresaria resultó visionaria y muy competente, de tal manera que durante su administración ha sido señalada por hacerse de propiedades en complicidad con su esposo, OMAR TERRAZAS GARCÍA; su hermano MIGUEL LEZAMA ESPINOZA y su hijo OMAR TERRAZAS LEZAMA, a través de la empresa inmobiliaria Cumpal S.A.P.I. de CV.

Tambièn se le señala como dueña de al menos media docena de placas de taxis en el municipio de Solidaridad (Playa del Carmen).

De acuerdo con el SAT, la empresa opera cinco actividades económicas: administración y supervisión de construcción de inmuebles comerciales, institucionales y de servicios, Consultoría en administración y construcción de inmuebles comerciales, institucionales y de servicios, así como trabajos especializados en construcción y administración.

Con el apoyo de dicha empresa, formada en 2016 y de la cual son accionistas mayoritarios sus familiares, MARA incrementó sistancialmente sus ingresos y propiedades.

Logró la compra de una propiedad en la zona exclusiva de Puerto Cancún y dos terrenos en el destino turístico: uno en la Avenida Yaxchilán y otro en la Avenida Huayacán.

Entre las propiedades destaca la compra del departamento en Marina Condos & Canal Homes en Puerto Cancún, de 4 millones 942 mil 105 pesos, escriturada con el número 106,249 en la Notaría Pública 30, a nmbre de OMAR TERRAZAS.

El fraccionamiento Puerto Cancún es de acceso privado, cuenta con seguridad las 24 horas, cámaras de vigilancia, casa club, canchas de tenis y campo de golf de 18 hoyos, con una extensión de casi 6 mil 500 metros.

Otro terreno en la Avenida Yaxchilán, cuya compra estuvo a cargo de OMAR y su hermano MIGUEL, tuvo un costo de un millón 900 mil pesos.

En abril de 2018, la desarrolladora Cumpal compró otro terreno en la Avenida Huayacán, en Cancún, con un valor de 3 millones 400 mil pesos, de acuerdo con el avalúo de HEYDEN CELADA RAMÍREZ, padre de HEYDEN CELADA RIVAS, que en ocrubre de ese mismo año fue nombrado director general de Desarrollo Urbano del Ayuntamiento de Cancún, justo cuando MARA asumió el cargo de alcaldesa.

El total por esos inmuebles, según cifras oficiales, es de 10 millones de pesos, extraoficialmente se dice que su valor real es de más de 50 millones de pesos.

Y es que los “cuartitos” de MARA constan de numerosas habitaciones, estancias, sala de televisión, estudio, piscina, jacuzzi en terraza, salón de juegos, discoteca, páneles solares y otros pequeños lujos.

La organización civil Opus Magnum denunció a MARA el 2 de julio de 2020 ante la SEIDO, por enriquecimiento inexplicable. En su acusaión añadió que seis placas de taxi del Sindicato de Taxistas “Lázaro Cárdenas del Río”, cuyo valor es de medio millón de pesos, están a nombre de ella y de sus familiares.

Dos a nombre de la alcaldesa, con los números 2319 y 6598. Dos a nombre de su esposo OMAR, números 2318 y 2321 y otro más de su hija MARÍA TERRAZAS LEZAMA, número 2322.

Y al parecer, MARA, su esposo, sus hijos y su hermano, también están dados de alta en el Padrón de Concesionarios del Frente Único de Trabajadores del Volante del mismo municipio que gobierna: Benito Juárez.

También se investigan desviaciones y desfalcos por casi 30 millones de pesos en el Fondo Nacional de Fomento al Turismo, donde su titular es identificado como amigo y protegido de la alcaldesa.

Además se encontraron contratos adjudicados directamente sin justificación, pagos superiores a los máximos autorizados por la normatividad y desembolsos para cubrir trabajos no contemplados por más de 64 millones de pesos.

Pese a su mala administración, señalamientos de enriquecimiento ilícito y su controvertido historial, MARA, nacida en la Ciudad de México, quiere gobernar Quintana Roo y para ello se vuelve a colgar del ahora presidente LÓPEZ OBRADOR.

Los quintanarroenses tienen la palabra.***EN POLÍTICA SE ADOPTA LA MISMA POSTURA: ARRASTRARSE PARA TREPAR.***AU REVOIR.